@solitalo

Conversaciones Matinales – Jim Self y Roxane Burnett

¿Qué te irrita?

Roxane: ¿De qué te gustaría hablar esta mañana?

Jim: Hablemos de “desprolijo”.

Roxane: ¿Desprolijo como quien no levanta los zoquetes del piso? (se ríe).

Jim: No. Hablemos de ser desprolijo en el sentido de cómo nos movemos individualmente a través de todo este conjunto de experiencias, y una razón para que me refiera a esto es que el otro día tuve esta experiencia personal hablando con el entrenador, haciendo ejercicio, usé la palabra “intolerante” y esa no es una palabra de mi vocabulario (Roxane dice que no con la cabeza). Para mí la palabra tolerancia nunca ha sido una palabra cómoda. Es una palabra que siento como que estoy permitiendo o vigilando o dando permiso, o como que yo soy mejor y voy a tolerar al otro, de modo que nunca resonó bien para mí. La palabra que resuena más es permitir. Pero me descubrí diciendo que me encuentro realmente intolerante. Y es una sorpresa para mí haberlo definido de ese modo. 

Y lo que he notado es que últimamente he notado gente estúpida,

Roxane: Jim, eso suena a juicio.

Jim: Bueno, déjame pensar en este juicio. No, es una observación. Sí, es una observación. Entonces, gente estúpida. ¿Qué quiero decir con eso de gente estúpida? (Roxane se ríe), Este soy yo, intolerante en mi experiencia de notar que soy desprolijo. Lo que estaba notando es… es como la rana en el agua caliente. Hay un nivel de tolerancia. La rana soporta, tolera esto, y luego el calor sube medio grado pero aunque es irritante todavía lo tolera. 

Este cambio de consciencia, a medida que se desarrolla, va aumentando grados, y nosotros somos como la rana en el agua caliente. Lo que observaba es, accidentalmente mirando la CNN y Fox una noche, exactamente la misma conversación sobre el mismo asunto, exactamente las mismas palabras se estaban diciendo, y tenían dos respuestas, dos posiciones, dramáticamente diferentes. Para uno era “Bueno, esto es claramente maravilloso” y el otro era que claramente no era nada maravilloso. Y era irritante para mí; lo que me irritaba es que no había algo común, no había respeto mutuo, ni de valores como la democracia, de lo que hablaremos otro día. Lo damos por hecho, y este asunto lo miras y parece que lo comieran o desgastaran de los costados, y lo daban como descontado. De modo que me irritó.

Roxane: Pero ¿cuál sería la desprolijidad? ¿Es tu irritación lo desprolijo?

Jim: Sí, así es como funcionó para mí, y creo que así funciona para mucha gente. De modo que retrocedamos y vamos a definir otra vez este cambio de consciencia. Y el propósito de este cambio es hacer pedazos los patrones rígidos. Nos vamos a mover a un estado de bienestar que sostiene respeto, dignidad, aprecio, todas esas palabras, y es un lugar de permitir, bastante; pero para llegar allí tienes que dejar que todo lo que no se parezca al bienestar se disuelva. Y entonces el mundo realmente está enterrando los pies en muchos niveles, muchos de nosotros – particularmente los que somos desprolijos – estamos moviéndonos en dirección a ese bienestar, pero también somos como la rana en el agua. Entonces estos niveles de irritación, estos niveles de prestar atención a lo que se está desmoronando, tal vez me has oído hablar de dos Tierras, como dos estratos de consciencia, En gran medida, la CNN y la Fox son dos estratos de consciencia. 

Eso no fue un buen ejemplo; es que están ambos jugando en la dualidad y moviéndose hacia este estrato de consciencia donde nosotros estamos jugando. Jugamos en un potencial donde nos movemos hacia el bienestar, donde no tienes siquiera ese debate de la dualidad.

Entonces, lo que noté sobre mí mismo mientras hablaba con el entrenador fue “Esto es realmente interesante, porque estoy hablando en un espacio en el que no juego”. Y me di cuenta de que la temperatura del agua está subiendo un poco. ¿Tiene sentido esto de la temperatura del agua? Entonces en ese nivel de irritación, con más aristas allí afuera, yo estoy prestando atención a la irritación de ese medio grado de temperatura del agua, y tiro piedras y digo “¿qué le pasa a esta gente estúpida?”

Roxane: Obviamente algo le pasa, son estúpidos.

Jim: Bueno, pero el tema soy yo. Ellos son quienes son, y el juego es el juego que se está jugando y desarrollando. Entonces, dar un paso atrás y reconocer cómo me manejo yo, estoy siendo desprolijo en cómo me manejo yo. No es un juicio, no es crítica destructiva, es simplemente que la temperatura ha subido medio grado, y es irritante si yo permito que me irrite. Pero retrocedo hacia mi espacio y todo eso es simplemente ruido que sucede en los bordes. Hemos hablado de esto antes, simplemente ese ruido no tiene virtualmente nada que ver con uno. Pero nos enganchamos a jugar en eso y reaccionamos a ese ruido.

Roxane: Algo similar para mí, en mi experiencia, con mi falta de maestría, o desprolijidad, que no había molestado hasta recientemente – porque la temperatura va subiendo – es que no presto atención a donde estaciono el auto. De modo que voy a algún lugar, salgo del auto, voy a la tienda o lo que sea, y cuando salgo de la tienda no tengo idea de dónde dejé estacionado el auto. Tengo que activar el botoncito de alarma para que suene, bip, bip, bip,…

Jim: (divertido) ¿Haces eso? (Roxane se ríe).

Roxane: Soy la única que lo hace y estaba todo bien hasta que una semana atrás me irrité conmigo misma.

Jim: Sí, esta sensación de irritación que sientes, tú, yo, todos ustedes, es algo como para realmente dar un paso atrás y mirarlo, porque es fácil decir “estoy irritado, ¿Qué me irrita?” y simplemente hacer la pregunta, cosa que lo deja al costado. Dar un paso atrás: esto me irrita.

Roxane: Bueno, poder reconocer que estoy irritada, poder decirlo, y decirlo en voz alta, ayuda a traerlo a la superficie y disolverlo un poco. 

Jim: Parte de eso es estar inconsciente de estar inconsciente, y sube a la superficie y empiezas a tomar consciencia de estos niveles de intolerancia, donde yo he aceptado esto en el pasado o no le prestaba atención en el pasado, era inconsciente de modo que no entraba en mi realidad; todo eso viene a la superficie.

Va haber más de esto, y creo que más de esto va a ser un desafío. Mira, aquí alguien nos podría decir: “¡Un minuto! ¿Estás diciendo que no preste atención? ¿Estás diciendo que no participe?” No, no estoy diciendo eso en absoluto. Esto podría ser tema de otra conversación una mañana. Pero en gran medida, si observas cosas como la democracia, potencialmente puesta patas arriba, realmente rápido, lo que es un imposible en nuestro marco de referencia, ¿quieres participar en eso? Tal vez sí, tal vez no. De modo que no digo que no participes – hablaremos de eso otro día. Pero en gran medida eso no es mi problema; mucho de esto simplemente no es problema mío, pero estoy irritado llegando a niveles de molestia e intolerancia. ¿Tiene sentido? 

Roxane: Sí. Iba a agregar algo y me olvidé. Borré lo que era, estoy desprolija (se ríe).

Jim: ¿Y encontraste tu auto?

Roxane: Eventualmente lo encontré.

Jim: Eso es buena cosa. Entonces esto se trata de prestar atención, no te auto-castigues, reconoce “estoy fuera de equilibrio” o irritada o lo que sea, toma una respiración, da un paso atrás, arráigate (N.T conectar a tierra), estando en el centro de tu cabeza, usa las herramientas. 

Roxane: Porque esto no puede sino volverse más intenso. 

Jim: Se va a volver más intenso; el resto de este año tendrá un montón de cosas que salgan del campo izquierdo y va a ser un desafío para la gente. Es algo a tomar en consideración. Y conserva ese botoncito de alarma funcionando bien. (Roxane asiente y se ríe).

Qué bueno. Tal vez otro día podríamos hablar de “no es problema mío”. De modo que, muy bien, vayan y tengan un buen día.

www.masteringalchemy.com
Transcripción y traducción: M. Cristina Cáffaro
http://www.traduccionesparaelcamino.blogspot.com.ar