Etiquetas

, , , ,

@solitalo

Cada uno de los Ángeles del Amor es un ser espiritual real y poderoso que desea ayudarte en la vida. Como mensajeros de Dios buscan oportunidades de ofrecerte experiencias personales del amor de Dios, un amor que se presenta en forma de una variedad ilimitada de cualidades.

Es por esto que desde hoy quiero ofrecerles el Ángel de la semana, cada uno de ellos nos guiará y nos dará una línea a seguir y una virtud sobre la cual reflexionar. Espero que les guste.

El Ángel Valía

“Rezar sin cesar no requiere ningún ritual,
ni siquiera requiere palabras:
es un estado constante de conciencia de unidad con Dios”.

Peace Pilgrim. Líder religiosa estadounidense (1908-1981)

Todos merecemos el amor de Dios y El está esperando que te le acerques, sus brazos están abiertos de par en par, aguardando el momento de abrazarte.

El Ángel Valía emana de la presencia del amor personal de Dios por ti. El mayor deseo de este ángel es que vivas con el amor de Dios. Para ayudarte a conectar con la presencia personal de Dios, este ángel te entrega las cualidades de humildad y devoción necesarias para que experimentes tu valía ante los ojos de Dios.

Cuando sientes el amor de Dios, sientes amor por tí mismo y por los demás, la receptividad y capacidad de abrirse son parte de tu valía personal. Los sentimientos de vitalidad y pasión -la sensación de “estar vivo”- te inundan cuando te acercas al Señor con mente y corazón abiertos.

Para conectarte con el ángel Valía, medita con el estado de amor más profundo que haya hacia ti mismo que tienes en tu alma, puedes escuchar la canción “Breath of Heaven” de Amy Grant para contribuir a sentir la humildad y devoción que pueden conectarte con un sentimiento de valía.

También puedes realizar acciones que pongan freno a tus palabras y sentimientos de desvaloración de ti mismo, cuando el sentimiento de valía triunfe pídele al ángel valía que te ayude a reconocer y apreciar sus mejores cualidades. Esfuérzate sinceramente por encontrar en tu interior tus cualidades valiosas más auténticas.

Pídele que te haga recuperar el amor de Dios por ti, tu amor por ti mismo, y tu amor por los demás, puedes hacerte un cambio de imagen si te sientes descuidado, tomar un baño relajante que calme tu ansiedad, deshazte de la ropa que no usas y dónala a quien de verdad la necesite o simplemente consiéntete con algo que disfrutes.

Un abrazo de LUZ, feliz día.